Oración de Limpieza de Casas y Espacios Físicos

 

Este es un formato de oración (recuerden que cada quien puede crear los propios o basarse en éstos agregando según su necesidad) para purificación de lugares como hogares, oficinas, lugares cargados de energía, negocios, etc.:


"Padre, en el nombre de Jesucristo tu hijo y por el poder del Espíritu Santo pedimos que nos guíes en ésta sesión. Te pedimos Padre que nos protejas a nosotros y a nuestros seres queridos, a nuestras mascotas y pertenencias, así como a todas las cosas en nuestra esfera de influencia.


Te pedimos Padre que nos vistas con la armadura completa de Dios mencionada en Efesios 6 para enfrentar al maligno. Enséñanos a vestir ésta armadura y a orar. Padre te damos gracias por todos los ángeles asignados a ayudarnos y te pedimos que nos los mandes a tu discreción.
 

Oramos por las manifestaciones de Dios y atamos toda manifestación que no venga del Padre. En el nombre de nuestro Señor Jesucristo atamos toda carne humana y espíritus demoníacos incluyendo tronos, dominios, principados, controladores de la obscuridad, y huestes espirituales caídas en lugares celestiales para que dejen de atacar ésta familia, sus mascotas, sus casas y propiedades, sus negocios, su salud y sus pertenencias. 

 

Llamamos al Señor Jesucristo y sus fuerzas celestiales para desarmarlos. Les recordamos de la autoridad que nos ha sido dada, de que todo lo que atemos en la tierra, será atado en el cielo, y del poder que se nos ha dado para pisar serpientes y escorpiones, y todos los poderes del enemigo, y nada nos dañará.


Todos los demonios que se encuentran en ésta casa se les comanda de irse inmediatamente. Cerramos todos los canales de infiltración y comandamos a cualquier viajero astral que se vaya en el nombre de los poderes que nos fueron dados por Jesucristo. Les cortamos de sus poderes de viajar astralmente a ésta casa, a la familia que aquí vive y a éste hogar, en el nombre de Jesucristo.


Atamos a los demonios que den este poder de visitar astralmente en el nombre de Jesucristo. Rompemos cualquier lazo de alma conectado con ésta casa, esta familia, sus mascotas o pertenencias que den acceso a viajeros astrales.

 

Le pedimos a Jesucristo que confronte a cualquier demonio o viajero astral que rehúse irse de ésta casa. Nos dirigimos a todos quienes conspiran contra nosotros y declaramos que los perdonamos y pedimos a Jesucristo que los bendiga. Declaramos que ninguna arma formada contra nosotros prosperará.
 

Colocamos el nombre de Jesucristo para desmantelar cualquier asignación del enemigo contra nosotros y contra los dueños de ésta casa. Ponemos el nombre de Jesús entre la familia que vive en ésta casa y cualquiera que intente dañarla. Te agradecemos Padre por todos los ángeles que nos mandas a asistirnos.


 Consagramos éste hogar, ésta propiedad, familia, posesiones al Señor Jesucristo.
 

Reconocemos a nuestro Señor como líder de ésta limpieza y le damos a Jesucristo todo el control y toda la gloria. Nos entregamos a Jesús y damos nuestras mentes a Jesús.


(si en ésa casa realizaste actividades de ocultismo, lecturas psíquicas, nueva era o cualquier tipo de ritual, leer lo siguiente)

 

Padre, me coloco frente a ésta casa y me arrepiento por todos los pecados y actividades cometidas en éste hogar y éste terreno, que hayan permitido al enemigo acceso a ésta casa, tierra y la gente que ahora la habita. En nombre de Jesús pido la cancelación de toda autoridad dada a Satanás, así como la ruptura de todos los puntos de acceso, maldiciones, contratos, acuerdos y lazos.


Perdono a todos los que hayan enviado maldiciones y te pido Padre que los bendigas. También pido perdón por haber pecado en éste terreno y en ésta propiedad lo que hubiere permitido espíritus demoníacos y maldiciones que ahora afecten ésta finca.


Especialmente rechazamos enfermedad, dolor, infección, maledicencia, entidades, infortunio o cualquier consecuencia de las puertas abiertas. Tomamos la espada del espíritu y con ella cortamos lazos de alma entre éste terreno, sus ocupantes, la casa, sus pertenencias y ataduras nuevas o heredadas de mi parte como dueño/a anterior, en el nombre de Jesucristo.
 

Todos los traumas que hayan tomado lugar en éste terreno y casa oramos por que sean sanados y restaurados en el nombre de Jesucristo.
 

Señor Jesucristo pedimos que brilles tu luz para mostrarnos pecados de los cuales tengamos que arrepentirnos, y otras áreas que tengamos que sanar o purificar.

 

En el nombre de Jesús, cualquier demonio en ésta tierra, propiedad, casa y sus pertenencias, dentro y alrededor, en la gente que ahora vive aquí y sus mascotas, y cualquier atadura de almas impura, se vá de inmediato.


Pido al Padre que cada recámara o área de ésta casa queden limpias en el nombre de Jesús, y que cualquier símbolo y acto realizado en ésta casa, así como cualquier espíritu satánico, oculto o de brujería rea retirado y no regrese, en el nombre de Jesucristo.

 

Te doy gracias Jesús por la limpieza realizada hoy aquí. Damos gracias por tu protección. Oramos por fuerza para que sea impartida a cada miembro de ésta familia que vive ahora aquí. Oramos contra cualquier contra-ataque o venganza, accidente o desventura o cualquier ataque tanto contra la familia que hoy reside en ésta casa, como nuestra familia. Cortamos lazos de alma impuros entre nosotros y ésta propiedad. Cualquier demonio que aún siga en ésta casa debe irse en éste mismo instante en el nombre de Jesucristo.


Pedimos una nueva llegada a éste hogar del Espíritu Santo.
 

Te damos Padre, todo el honor, toda la gloria y todo el poder, gracias por tu perdón y por darnos la autoridad de liberar éste hogar."https://www.caminoalregreso.org/

LIBERACIÓN ESPIRITUAL DE TERRENOS Y CASAS

 

Esta es una oración más fuerte para purificar no solo un espacio como casa, departamento u oficina, sino también el terreno donde están construidos, y se utiliza la unción con aceite para realizar la purificación.

 

Instrucciones: 

 

Primero se debe orar por la purificación del terreno. La persona que va a vivir, construir o rentar, debe hacer la oración y acompañarse si es posible de un Pastor, o de una persona que tenga ya un poco más de tiempo en el camino con el Señor y ore con frecuencia.

 

Estando parados en el terreno (construido o sin construir) leer con intención la siguiente oración:

 

Padre, en el nombre de Jesucristo el Mesías, venimos a ti de acuerdo a Deuteronomio 21:1-9 y te pedimos que apliques la Sangre del Cordero sobre cada espacio de ésta propiedad, tan profundo como sea necesario ir, para remitir cualquier pecado de derramamiento de sangre inocente sobre ésta tierra a través de las eras del tiempo. Sabemos que tu Palabra dice en hebreos 7-9 que la sangre de Jesucristo limpia completamente el pecado, y declarando ésta preciosa verdad, declaramos la aplicación de la Sangre de Jesucristo en ésta tierra y que remita todos los pecados, especialmente si hubiera un pecado de derramamiento de sangre inocente. 

 

Habiendo hecho esto, de acuerdo con tu Palabra, en el nombre de Jesucristo comandamos a cualquiera y todos los espíritus inmundos que hubieran tenido derecho a estar en ésta propiedad en el pasado, a irse en éste instante. Ustedes ya no tienen ningún derecho a estar aquí, porque esta tierra ahora pertenece a Jesucristo el Mesías.

 

Comandamos en el nombre de Jesucristo a todos los espíritus inmundos a que se vayan de ésta tierra de inmediato, y se vayan a donde el Señor Jesucristo les diga por la voz de su Espíritu Santo. Padre, en el nombre de Jesucristo, te pedimos que pongas una legión de tus ángeles alrededor de ésta propiedad para protegerla con espadas flamantes.  Te pedimos, Padre, que esas espadas estén encendidas con la luz de tu poder y santidad.

 

Declaramos en el nombre de Jesucristo que ninguna cosa impura puede venir a morar a ésta propiedad o esta casa / edificio /oficina porque ya está bajo la protección de nuestro Padre Dios Creador, en el nombre de Jesucristo lo pedimos. ¡Amén!

 

Si ya hay una casa o edificio construido a bendecir, se sigue con las siguientes instrucciones y oración:

 

Si es un matrimonio, el varón debe hacer la oración. Si es una madre soltera o divorciada, ella hará la oración. Es preferible que se acompañen de nuevo de un Pastor u otra persona que ore con frecuencia.

 

Hay que conseguir un aceite, puede ser de oliva, para ungir. Se hará la oración que se indica abajo en cada área de la casa, iniciando por la recámara principal, o la parte que consideren es el corazón de la casa, departamento, oficina, etc. Orar la oración en cada cuarto y al irlo haciendo, ungir puertas y ventanas con un poco de aceite.  Ir de espacio en espacio, cuartos, baños, escalera como si fueran hacia la salida de la casa, como si fueran barriendo algo hasta sacarlo por la puerta de la entrada. La entrada debe ser el último punto y allí comandar en el nombre de Jesús que cualquier espíritu impuro se vaya por la puerta principal, y sellar con aceite de oliva.

 

La oración que se repite para cada espacio es la siguiente: 

 

Salmo 125:3 Pues el cetro de la impiedad no descansará sobre la tierra de los justos, para que los justos no extiendan sus manos para hacer el mal.

 

Padre, yo creo en que me has dado este hogar (oficina, lugar de ministerio etc.) como un lugar ordenado para tu Gloria. Yo dedico éste lugar a ti y te pido que lo llenes ahora con tu Bendita Presencia. Yo me separo de cualquier pecado o iniquidad que haya ocurrido en éste lugar en tiempos pasados, ya sea hecha por mí o por otras personas, especialmente los pecados de blasfemia, asesinato, adulterio, ocultismo o fornicación, y te pido remover todo pecado de éste lugar y sus consecuencias. Yo aplico el poder de la sangre de Jesucristo en las puertas y ventanas de éste hogar. Yo te pido, en su nombre, de colocar ángeles guerreros alrededor de éste lugar, para proteger a tus sirvientes del trabajo del maligno. Yo tomo autoridad en el Nombre que está por encima de otro nombre, Jesucristo, para debilitar el poder del maligno en éste lugar. A través de la sangre de Jesucristo el Mesías, yo remuevo toda blasfemia al nombre del Creador que haya sido provocada por pecado humano o actividad demoníaca.

 

Yo comando en el nombre de Jesucristo que los enemigos del Mesías que tengan acceso a éste lugar o que vivan aquí, que se vayan a donde el Espíritu Santo de nuestro Señor les diga. Yo ordeno a toda la obscuridad de huir ahora de aquí, en el nombre de Jesucristo el Rey Hijo de Dios nuestro Padre.